Jergas

 

La jerga es una variedad lingüística particular utilizada por algunos grupos sociales y también por gente especializada en alguna profesión.

Con excepción de las jergas profesionales, aquéllas utilizadas por la sociedad tienden a perderse o transformarse debido a constantes procesos de modificación en la lengua hablada, lo que dificulta o no hace viable la elaboración de diccionarios relacionados al tema.

Muchas veces el uso de jergas representa interferencias lingüísticas inclusive para la gente que comparte un mismo código (lengua), pero no se sitúa en un mismo contexto (factor en el cual determinadas palabras adquieren nuevos significados), conllevando así un mayor grado de dificultad para su entendimiento.

Por factores de necesidad y conveniencia, la jerga nace con el principal objetivo de ocultar o disfrazar el significado de las palabras para que éste no pueda ser captado por todo aquel que las escuche, tal y como sucede con el coba boliviano, por ejemplo. El coba  es el lenguaje de algunas zonas marginales de Bolivia; éste ha avanzado de tal manera que mediante una serie de readaptaciones al castellano ha logrado constituirse en un lenguaje distinto a éste.

El coba es hablado principalmente en La Paz y también en Cochabamba y Santa Cruz y prácticamente donde sea que existan grandes sectores marginales. El mundo de los delincuentes es ágil y movedizo y el creciente intercambio crea una tendencia cada vez mayor hacia la uniformidad, de modo que se puede decir que el coba boliviano es uno solo.

Sin embargo, y como ya se ha mencionado, muchos de los términos de las jergas en general son de carácter temporal, puesto que cuando su uso se aleja del vocabulario de un grupo en particular para masificarse dentro de la sociedad, pierden su condición de jerga y pasa a considerarse como un elemento de carácter dialectal.

Muchos dialectos regionales han tenido su origen en jergas que con el pasar de los años se fueron convencionalizando. Éstas no presentaron una característica propia de la jerga como es el camuflaje del significado, sino que surgieron por la necesidad de diferenciarse de los otros grupos o por un sentido de pertenencia y por eso es que se consolidaron en el habla de esa región. A diferencia de un dialecto, la jerga no es tan extensa porque es exclusiva de grupos sociales determinados, no de una región, y posee por ende una extensión territorial menor.

Es pertinente añadir además que la confusión entre los términos “jerga” y “argot” es muy común. Esto sucede porque las diferencias entre ambos conceptos no están del todo determinadas. Podría decirse que la jerga se utiliza como lenguaje técnico entre grupos sociales determinados y también entre profesionales, mientras que el argot sería el referente para aquellas frases y palabras entre gente de un mismo rango o posición. En sí, las diferencias son tan sutiles que ambos términos pueden utilizarse de manera indistinta.

El caso es que se trata de la marca característica de las expresiones de cada individuo, que hacen de la lengua estándar algo más vívido que refleja la esencia de cada grupo o sector en particular que la colectividad de estos individuos representa.

Clasificación de las jergas

  1. Jerga social. Es aquella creada por diferentes individuos con la intención de no ser entendidos por todo aquél que los escuche. En esta categoría se clasifican todas aquellas jergas que se utilizan en la sociedad, y pueden subdividirse entre las utilizadas por las tribus urbanas, los adolescentes, el hampa, etc.
  2. Jerga profesional. Debido a la importancia del entendimiento de la terminología de determinadas profesiones, como ser de los procedimientos o instrumentos utilizados. A diferencia de la jerga social, la jerga profesional sí cuenta con diccionarios especializados.

(Visitado 1.356 veces, 1 visitas por hoy)

Artículos Similares